La temida Leishmania: 10 medidas para mantener a los mosquitos alejados de tu perro y tu casa


Desde hace unos años y llegada una época del año escuchamos hablar mucho del mosquito de la leishmaniosis, actualmente es una de las enfermedades caninas más frecuentes en nuestro país. Para que nuestro perro o nosotros nos contagiemos es absolutamente necesario que nos pique un tipo de mosquito llamado flebótomo que debe ser portador del parásito. Por eso la propagación de la enfermedad se produce en la época en que los mosquitos flebótomos se encuentran en el ambiente, en el caso de España suele abarcar desde mayo hasta octubre (normalmente los meses de más calor).


La leishmaniosis no tiene cura y los síntomas son muy diversos. Hay perros que pueden ser seropositivos y vivir años sin signos de enfermedad y en cambio en otros resulta fatal. Pero en cualquier caso la única manera de evitar que tu perro sea contagiado es evitar que un mosquito flebótomo le pique e inocule la leishmania.


Te vamos a dar diez pautas a seguir para mantener al flebótomo lo más alejado posible de ti y de tu mascota :




1- Entre los meses de mayo y octubre tu perro debe estar correctamente protegido con collares (sacalibor, seresto) o pipetas antiparasitarias (Advantix, Vectra, Exspot..), puedes encontrarlas en nuestra clínica. Asegúrate de que el producto que utilices repela mosquitos flebótomos (algunos sólo son para pulgas y garrapatas) y en caso de usar pipetas, recuerda que en zonas de riesgo deberías renovarlas cada 3 semanas en vez de cada 4 ya que la protección desciende considerablemente. Puedes usar collar y pipeta conjuntamente.




2-Evita en la medida de lo posible dar largos paseos con tu perro durante las horas de mayor actividad del mosquito (desde el atardecer hasta el anochecer).


3- Evita lugares con restos vegetales y escombros ya que son lugares predilectos para la cría de estos mosquitos.


4- Usa insecticidas eléctricos o trampas con luz ultravioleta ya que los flebótomos se ven atraídos por la luz. Ten en cuenta que los dispositivos antimosquitos que funcionan con emisores de ultrasonidos NO son eficaces contra los flebótomos


5- Puedes poner mosquiteras en puertas y ventanas. Deberán ser de alta densidad, es decir, con orificios muy pequeños, con una luz menor de 1mm2.


6- Aplica insecticidas (piretorides) en cercos de puertas y ventanas.


7- Si tienes una propiedad con muros lo ideal es que las paredes sean lo más lisas posibles para evitar que los mosquitos se introduzcan en los huecos. Si la pintas con pintura de tecnología inesfly que repele los mosquitos aportarás un extra de seguridad.


8- En esta época del año si el perro duerme fuera de casa tiene muchas más posibilidades de contagiarse. Intenta que lo haga en el interior. Si no es posible, puedes intentar adecuar su zona de descanso. Por ejemplo, si tiene una caseta, puedes pintarla con pintura Inesfly y mantén los alrededores limpios, evitando acúmulos de escombros, materia orgánica, leña…


9- El uso de aires acondicionados o ventiladores en el hogar te puede ayudar ya que dificultan la presencia de flebótomos en el ambiente.


10- No olvides realizar el test de leishmaniosis anualmente a tu perro (salvo aquellos que tienen la vacuna de la leishmania, ya que pueden dar falsos positivos). Se recomienda realizarlo hacia el mes de febrero (si tiene algún síntoma compatible con la enfermedad se realiza en cualquier momento del año). La detección precoz y seguimiento son claves a la hora de manejar la enfermedad.


Para cualquier duda puedes pasar por nuestra Clínica.







Fuente: blogveterinaria

0 vistas
  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanco Icono de YouTube
  • White Facebook Icon
  • Twitter Icono blanco

© 2018  by A.M.Irazabal

Veterinario Santurtzi

94 483 30 37

Avd Murrieta 42, bis
48980 , Santurtzi

Vizcaya

Veterinario Santurtzi

Veterinario Bizkaia Vizcaya